Como Mejorar Tu Memoria

Come bien, cuida tu cuerpo y tu cerebro te lo agradecerá. Todos sabemos que a veces la vida puede ser abrumadora, y acordarte de detalles como la lista de la compra o dónde has dejado las llaves puede ser difícil. Los problemas de memoria no son algo que se debe tomar a la ligera y si estás realmente preocupado te recomendamos ver a un profesional sanitario cualificado. Aun así, si quieres algunos consejos fáciles para ayudar a mejorar tu memoria echa un vistazo a nuestra lista de abajo.

Come una dieta rica en nutrientes, lleno de antioxidantes, ricos en frutas, verduras y especias

Los antioxidantes son esenciales para reducir el estrés oxidativo en el cerebro. Los estudios demuestran que el aumento de la ingesta de antioxidantes puede contrarrestar los efectos del estrés oxidativo y su efecto sobre la memoria. Buenos alimentos incluyen:

  • Arándanos – vinculados a mejoras en el aprendizaje, el pensamiento y la memoria. Son también más bajos en fructosa que muchas otras frutas.
  • Brócoli y coliflor- Estas deliciosas verduras son una buena fuente de colina que es un precursor del neurotransmisor acetilcolina. La acetilcolina es esencial para la comunicación nerviosa y para ayudar a procesar la información almacenada.
  • Apio, pimientos y zanahorias- Contienen un flavonoide llamado luteolina y pueden mejorar la memoria. Los estudios han demostrado que este flavonoide puede ayudar a reducir la inflamación en el cerebro y tienen un efecto protector contra la neurodegeneración. Aún falta más investigación, pero aumenta tu consumo de verduras de todas formas porque tiene muchos beneficios. http://jn.nutrition.org/content/140/10/1892.short
  • Si te cuesta incluir todos los alimentos frescos  intenta suplementarlos con un buen complejo antioxidante, un poco de extracto de arándano puro y un suplemento de colina.

¡Aumenta la ingesta de grasas buenas!

Es importante saber que la grasa en la dieta es crucial para la salud del cerebro. El pescado, específicamente el pescado de agua fría como la caballa, el arenque, el salmón y el atún tienen los niveles más altos de ácidos grasos omega 3 y contribuyen la mayor cantidad de DHA. Los niveles de DHA en el cerebro disminuyen con la edad y los niveles más bajos se han relacionado con la pérdida de memoria. DHA contribuye a la función normal del cerebro. Se recomienda que las mujeres embarazadas y lactantes lo tomen ya que contribuye al desarrollo normal del cerebro del bebé.

Las nueces, semillas de lino y las semillas de chía son buenas fuentes vegetales de ácidos grasos omega 3.

Aceite de coco- Esta también es una grasa beneficiosa para la memoria. Tiene un alto contenido de triglicéridos de cadena media (MCT) y algunos estudios han demostrado que el aumento de la ingesta MCT mejora la memoria.

Trata de cocinar con aceite de coco, añadiendo semillas de lino o chía a tus cereales o batidos, aliña tus ensaladas con aceite de semilla de lino y un puñado de nueces y complementalo con un suplemento de omega 3 de aceite de pescado de alta calidad.

Ejercicio

Cuando haces ejercicio tu cerebro está funcionando a plena capacidad. Moverse ayuda a mejorar el flujo sanguíneo al cerebro y te ayuda a aprender nuevas tareas con mayor rapidez. Durante el ejercicio las células nerviosas del cerebro liberan factores que provocan una gran cantidad de otros productos químicos que ayudan a promover la función cognitiva

Duerme bien

No hay que subestimar esto. Dormir es esencial para la buena memoria. Mientras que estamos durmiendo, en particular durante la fase no REM, nuestro cuerpo vuelve a activar las neuronas que estaban activas durante el aprendizaje de una tarea motora, ayudando a facilitar el almacenamiento a largo plazo de nuevos recuerdos. Cuando se altera el sueño no se produce este proceso. Así que si has aprendido algo nuevo y deseas mejorar tus posibilidades de recordarlo asegúrate de dormir bien.

La investigación de la Universidad de Harvard indica que las personas son un 33 por ciento más propensos a inferir conexiones entre ideas alejadas después de dormir3, pero pocos se dan cuenta de que su rendimiento realmente ha mejorado. El sueño también mejora tus recuerdos y te ayuda a practicar y mejorar el rendimiento de tus habilidades. De hecho, una noche de dormir sólo cuatro a seis horas puede afectar tu capacidad de pensar con claridad al día siguiente.

Si te cuesta dormirte caer o permanecer dormido toma algo de magnesio, pastillas de 5-HTP o valeriana. Si estás tomando medicamentos o tienes algún problema de salud asegúrate con ayuda de un profesional de que puedes tomarlos.

Estimula tu cerebro

Estimular y retar tu cerebro es importante para la memoria. Si no procesamos nueva información regularmente, nuestros cerebros pueden empezar a deteriorarse. Una forma de hacerlo es a través de los juegos mentales. Hay un montón de páginas web e incluso aplicaciones que ofrecen juegos mentales. Invertir 20 minutos al día en tandas de no más de 5 o 6 minutos es ideal, ya que si es más disminuyen los efectos positivos. Si esto no es lo tuyo, trata de aprender una nueva habilidad. Trata de encontrar algo que te estimule intelectualmente y que te obligue a concentrarte.

Vitamina D

Se han encontrado receptores de vitamina D en el hipocampo y en el cerebelo del cerebro. Aquí es donde se forman nuevos recuerdos y se procesa la información. Trata de exponerte a la luz directa del sol durante al menos 30 minutos al día para optimizar tus niveles de vitamina d. Si esto no es posible, un suplemento de vitamina D3 con al menos 1000 UI es también beneficioso.

¿Tienes alguna pregunta?

Somos el laboratorio con el  que puedes hablar:

Contamos con un equipo de Nutricionistas en nuestra línea de asesoramiento, abierta para ti, para soporte y asesoramiento de productos (5 días a la semana). 912969352 o nutricion@biocare.es

¿No tienes cuenta en BioCare®?

Puedes registrarte ahora para recibir noticias actualizadas, información de productos y ofertas exclusivas, ya seas consumidor, profesional o minorista.

Deja un comentario